lunes, 2 de junio de 2008

"Para el alcalde de Lima no existe el patrimonio arqueológico" Ruth Shady. El Comercio 1/6/08

UN DIÁLOGO CON RUTH SHADY

"Para el alcalde de Lima no existe el patrimonio arqueológico"

DESCUBRIDORA DE CARAL ESTABLECE PRECISIONES EN TORNO A POLÉMICAS OBRAS EN LA AVENIDA VENEZUELA. ¿QUÉ PAPEL LE TOCA AL INC?

Por Enrique Hulerig

Continúan las malas noticias para el patrimonio cultural. A través de un decreto legislativo el Ejecutivo acaba de retirar el artículo 30 de la Ley 28296 (del Patrimonio Cultural de la Nación), que exigía, como fundamental prerrequisito, una autorización del INC para realizar trabajos que pudiesen alterar áreas con evidencia arqueológica o monumental, y ha dispuesto, en su lugar, un texto que considera innecesaria dicha autorización cuando se trate de "ampliación, mejoramiento, rehabilitación o mantenimiento de infraestructura".

A partir de esta modificación le será posible al Concejo Metropolitano realizar, sin fastidios legales, el polémico by pass de la avenida Venezuela, a costa, claro, de la huaca San Marcos y de la propia ciudad universitaria. De prosperar el dispositivo tampoco quedaría a salvo la ciudadela de Puruchuco -último bastión de las tropas de Manco Inca, como comprobaron recientes investigaciones financiadas por la National Geographic-, que espera su turno amenazada por la ampliación de la avenida Javier Prado.

¿Qué papel le corresponde al INC en todo esto? ¿Sigue cumpliendo el encargo que le encomienda la Constitución? Preguntas complicadas. La arqueóloga Ruth Shady, conocida no solo por haber mostrado al mundo el legado de Caral, sino también por ser docente de San Marcos, nos ofrece una mirada sobre la inminente amputación de la huaca y la vieja ciudad universitaria.

¿Qué opinión le merece la modificación de la Ley 28296?
-Es una amenaza. En el INC siempre hubo interés en que los conocedores del patrimonio cultural participen en una comisión técnica desde donde puedan emitir opinión frente a determinados problemas. Quienes deben decidir qué es lo que se preserva o se destruye; no pueden, como ahora, ser profesionales aislados. En todo el mundo esa decisión la toman quienes conocen el patrimonio arqueológico y el significado que este tiene. Esa comisión técnica la constituían representantes prestigiosos de nuestra sociedad. Pero sus decisiones muchas veces eran incómodas para las autoridades y, por ello, se le desactivó. Hoy esta comisión está compuesta por los propios funcionarios del INC, lo cual es un riesgo porque no van a cuestionar a su autoridad. La institución encargada de defender el patrimonio no tiene una comisión técnica ni especialistas para afrontar situaciones de defensa patrimonial.

A algunos expertos les ha llamado la atención que la ley se haya modificado precisamente cuando se empieza a exigir la intervención del INC.
-Lo que a mí me extraña es que la directora del INC diga que está en coordinación con la municipalidad respecto a la huaca. Ojalá sea para defenderla, porque ninguna modernidad justifica que se deje de lado a los especialistas para tomar la decisión de destruir un monumento. Por otro lado, qué sentido tiene ampliar los carriles de esta vía para luego volverlos a estrechar, como nos contestó el rector. Le llevé planos del Google Earth donde se percibe que el trazo municipal se llevaría una parte de la huaca y también los monumentos ubicados enfrente. Cuando he escuchado al alcalde justificarse, solo habla de modernidad y necesidad de tener vías adecuadas. En ningún momento menciona al patrimonio arqueológico, que ni siquiera está representado en sus maquetas. Es como si para él no existiera. Ojo que se trata de un sitio arqueológico de la antigua ciudad de Malanca que aún no ha sido estudiado. Hay que acercarnos a este monumento con el respeto debido para ponerlo en valor, porque es uno de los pocos centros urbanos que persisten. Sería una falta gravísima ante al mundo agredir un monumento tan importante.

Esas declaraciones del alcalde coinciden con las que la directora del INC dio al diario La República el domingo 25 de mayo. Consultada sobre la destrucción de la zona arqueológica contestó: "Es el riesgo de la modernidad". ¿Hay claudicación en la defensa del patrimonio?
-Esto es lamentable. Como Icomos (Comité Peruano del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios) estamos evaluando este tema. No se puede atentar contra el patrimonio cultural de una nación. No es solo fuente de recursos económicos a través del turismo sino fuente imprescindible de integración. Cuando se afecta el patrimonio del Cusco, los que vivimos en Lima, Lambayeque o Iquitos sentimos que se nos afecta. Somos una nacionalidad integrada a través de diversos procesos culturales, uno de los cuales ha sido la formación de la civilización, precisamente con Caral, con la lengua quechua, con el quipu, con la organización social en mitades, en ayllus, que es cuando se sientan las bases estructurales de la sociedad peruana. El sustrato de los incas es Caral. Por eso es que su lengua, el quechua, se utiliza como lengua de relación, o los edificios de Sacsayhuamán se parecen tanto a los de Caral, con las puertas de doble jamba y las hornacinas. Destruir el patrimonio arqueológico es destruir nuestros símbolos de cohesión. Pero solo se piensa en términos de desarrollo turístico, no se ve ese otro aspecto, que es fundamental. Hace poco envié un documento al gobierno explicando la conveniencia de recuperar la norma que permitía deducciones tributarias a los empresarios que invirtieran en la puesta en valor del patrimonio arqueológico. La respuesta que obtuve fue que reincorporar dicho dispositivo haría un grave daño al presupuesto del Estado. No evaluaron el problema como una inversión necesaria sino como un gasto.

EN EL PERÚ NO HAY MEMORIA INSTITUCIONAL

Ahora que estamos en compás de espera, ¿cuál es su opinión sobre las negociaciones con Yale?
-A mí lo de Yale me causa asombro porque esa ya es una cuestión de dignidad. Si Yale se llevó prestadas las piezas -y consta que salieron después de mucha presión política porque el director del Museo de Historia de aquel entonces se oponía a su salida-, si la misma National Geographic ha reconocido que intervino para hacer posible que las piezas salieran en calidad de préstamo, ¿cómo una universidad como Yale no reconoce su responsabilidad? En nuestro país hay un problema que debemos resolver: que a las gestiones no se les da continuidad. Cambian los responsables en las instituciones y los nuevos quieren hacer las cosas como si su antecesor no hubiera hecho nada. No hay memoria institucional que sobreviva. Los directores posteriores a Lumbreras debieron asumir el reclamo. Esa universidad ya no está en condiciones sino de pedir disculpas. No puede decirnos que solo devolverá si construimos un museo. Lo digno sería que ellos lo construyan. Creo que hay una falta de dignidad de parte de ellos, pero también de nosotros, por aceptar sus condiciones. Por lo demás, considero también que las 46 mil piezas son fragmentos y que debió constituirse un equipo de arqueólogos en el INC. No sé si quienes viajaron lo sean. A mí me dieron algunos nombres y no eran de arqueólogos. Esa es una gran falla. Si ellos tienen interés en investigar pues vendrán al Cusco y se darán el trabajo de involucrarse con los investigadores cusqueños. Yo haría un llamado a Richard Burger, a quien los peruanos hemos recibido con buena disposición cuando ha trabajado acá y le diría que se comporte a la altura e influya en su institución; también a su esposa, la arqueóloga peruana Lucy Salazar, que no es posible que sea una de las defensoras de los condicionamientos que nos impone Yale.

DEJANDO CONSTANCIA

Shady en documentos Presentados al Municipio de Lima.
1) Oficio Nº 114 (01/03/2007)
, donde se expone la importancia de la huaca San Marcos y la necesidad de su puesta en valor. Se advierte que las obras la pondrían en riesgo. A la vez se pide establecer coordinaciones entre el equipo técnico edil y el INC. No hubo respuesta.

2) Carta al gerente general de EMAPE (25/05/2007), a raíz de la ejecución de una segunda etapa que comprende el tramo San Marcos/Faucett, donde se pide una evaluación arqueológica en ese tramo debido a la existencia de monumentos arqueológicos construidos entre los años 100 y 1535 d.C.

Presentados al INC.
1) Oficio Nº 03 (31/03/2007). Se comunica a la directora que el municipio prepara la ampliación de la Av. Venezuela en una sección que afectaría las huacas San Marcos, Middendorf y otras. "Le transmito mi preocupación por el patrimonio arqueológico y le solicito disponer lo conveniente para que se tomen las acciones de defensa". No hubo respuesta.

2) Oficio Nº 011039 (06/05/2008). Se informa a la directora que la prolongación de la vía afectará la huaca. "Le sugiero que se dé a conocer al rector que el campus se encuentra en lo que fue la antigua ciudad de Maranga y que cualquier obra o movimiento de suelos debe contar con un certificado del INC. Mucho es ya lo destruido y ello no debe proseguir".

1 comentario:

Gori Tumi dijo...

"EN ESTE ARTÍCULO, QUE POR CIERTO ES MUY INTERESANTE. SE TOCAN TEMAS COMO LA SORPRENDENTE E INACEPTABLE ACTITUD DEL MUNICIPIO LIMEÑO Y EL INC, PARA CON LA HUACA SAN MARCOS, LA CUAL PRETENDEN SECCIONARLA PARA CONSTRUIR UN TRAMO DE UNA NUEVA AVENIDA; OBRA QUE LA SEÑORA BÁKULA JUSTIFICA DECLARANDO A UN MEDIO DE PRENSA "QUE ES EN ARAS DE LA MODERNIDAD". ASIMISMO LA DRA. SHADY PRESENTA PRUEBAS DE DOCUMENTOS SOBRE EL PELIGRO QUE CORRERÍA LA HUACA DE CONTINUARSE LOS TRABAJOS DE CONSTRUCCIÓN DE LA AVENIDA EN CUESTIÓN; DOCUMENTOS QUE ENVIÓ A DIVERSAS INSTITUCIONES HACE YA MÁS DE UN AÑO ATRÁS. POR OTRO LADO, OPINA SOBRE LA LEY 28296, LA POSTURA DEL ESTADO, Y LAS PIEZAS SACADAS POR HIRAM BIRGMAN, DE SUS EXCAVACIONES EN MACHU PICCHU, Y DEVUELTAS, HACE POCO, DE MANERA IMPARCIAL AL PERÚ.

LA VERDAD ES PREOCUPANTE LA ACTITUD DEL INC (INSTITUTO NACIONAL DE CULTURA) QUE JUNTO CON LA BIBLIOTECA NACIONAL Y EL ARCHIVO GENERAL DE LA NACIÓN SON LOS ORGANISMOS ENCARGADOS DE VELAR POR EL PATRIMONIO CULTURAL DEL PERÚ PERO HASTA EL MOMENTO EL INC Y EL ESTADO HAN DADO CLARAS MANIFESTACIONES SOBRE UNA LÍNEA CULTURAL INCLINADA A LA EXPLOTACIÓN TURÍSTICA, QUE HA DEJADO DE LADO LA PROTECCIÓN DE MUCHOS MONUMENTOS ARQUEOLÓGICOS-HISTÓRICOS, MUCHOS DE ELLOS EN RIESGO. COMO EJEMPLO UN BOTÓN. EN UNA CONFERENCIA REALIZADA POR ICOMOS, HACE YA UNOS MESES ATRÁS, UN ARQUITECTO MIEMBRO DE ESTA ASOCIACIÓN, DENUNCIÓ LAS ACCIONES QUE HABÍA TOMADO EL INC PARA CON LAS IGLESIAS DE SAN FRANCISCO Y SAN CLEMENTE EN LA CIUDAD DE PISCO-ICA-PERÚ, AL RETIRARLES LA CATEGORÍA DE MONUMENTOS, ES DECIR SE DESMONUMENTALIZÓ LAS IGLESIAS PARA QUE PUEDAN SER DESTRUIDAS POR LAS MAQUINARIAS QUE TRABAJABAN AHÍ LUEGO DEL TERRIBLE TERRMOTO QUE AFECTÓ ESA ZONA, EN EL MES DE AGOSTO DEL AÑO PASADO. ASIMISMO, LA IGLESIA DE LUREN EN ICA, CORRERÍA LA MISMA SUERTE EN LOS PROXIMOS MESES. ES DECIR NO SE HA IDEADO UN PLAN DE RESCATE O DE RESTAURACIÓN Y SE PREFIRIÓ DESTUIRLOS. ESTO ES EN REALIDAD PROCUPANTE, SI HAY ESTA ACTITUD EN CONTRA DE PATRIMONIO ARQUEOLÓGICO E HISTÓRICO MUY CONOCIDOS Y A VISTA DE TODOS, SE IMAGINAN LO QUE PODRÍA SUCEDER PARA CON LAS EVIDENCIAS RUPESTRES DEL PAÍS POCO VALORADAS Y CONOCIDAS POR LAS PERSONAS DEL INC"


Rodolfo Monteverde
Estudiante de Arqueología
Universidad Nacional Federico Villareal