jueves, 7 de noviembre de 2013

El ministro de cultura y la incultura de destruir Puruchuco. Virgilio Roel Pineda, 25/2/13


EL MINISTRO DE CULTURA Y LA INCULTURA DE DESTRUIR EL SANTUARIO DE PURUCHUCO

Virgilio Roel Pineda

El diario “El Comercio” del domingo 24 de febrero ppdo. publica una entrevista al Ministro de Cultura Luis Peirano, en la cual éste se refiere al asunto de la destrucción paulatina de la Guaca más sagrada del valle de Lima llamada PURUCHUCO, o Guaca del Mayorazgo. Esa entrevista lleva este título: “Hay Fuerzas que Piensan que Somos un Obstáculo”, en referencia a que la empresa “Real Plaza”, que está construyendo un centro comercial tras la sagrada Guaca Puruchuco pretende que sus clientes accedan directamente a ese centro comercial, a través de una vía de ida y vuelta que se construya rompiendo ese lugar Sagrado; y como el Ministro no quiere ser un “obstáculo” al poderoso centro comercial, pues ha accedido a que se haga allí un túnel, que no vaya bajo la Guaca “porque eso sería más costoso” (obviamente para la empresa, cuyos intereses cuida el Ministro, olvidándose que su obligación es más bien cuidar el “Patrimonio Nacional” y no el de una empresa privada). Ese túnel se pretende hacer rompiendo el centro mismo de esa Reliquia Nacional, lo que implica simple y llanamente que se va a destruir uno de los más valiosos y sagrados restos de nuestra cultura nacional, que el Ministro está obligado a cuidar.


Y le preguntamos al Señor Ministro: ¿su función es cautelar el interés del Real Plaza o un Patrimonio valiosísimo de nuestra historia y de nuestra cultura Patria? Si usted mismo dice que ha cedido a los intereses privados que quieren romper esa Guaca Sagrada, entonces usted ha abdicado a su función de cautelar de Cultura del pueblo peruano, y si eso es así, ¿por qué no renuncia, en un acto de elemental honradez?


Pero quizá cedió a los poderosos intereses comerciales porque no sabe el significado de la Guaca Puruchuco en la cultura nacional, y si esto fuera así, le vamos a alcanzar algunas informaciones para que lo vaya sabiendo:
En el complejo Huaquerones-Puruchuco hay evidencias de que allí se efectuaban ceremonias religiosas hace 4 mil años, en que se construye la primera ciudad de Lima (según los estudios del Arq. Williams). Y, como Lima sigue desarrollándose en los tiempos que vinieron después, ella alcanza su mayor esplendor en tiempos del incario, en que no solo es magnífica y grande por su población sino también por sus muy sagrados centros ceremoniales, como la Guaca de Lima (que estaba en lo que hoy es la Catedral) y la gran Guaca Puruchuco, en que se guardaban las momias de las grandes personalidades de todo el valle, y en que también se hallaban las colcas en que guardaban los alimentos y vestidos que se distribuían a toda la población. 


Y en 1536, cuando se produce el gran alzamiento de Manco Inca contra los invasores hispanos, el capac apu inca del Chinchaysuyu, Kisu Yupanqui, dirige las tropas que en las alturas de Lucanas derrotan a cuatro ejércitos que fueron enviados por Pizarro en auxilio de los sitiados por Manco Inca en el Cusco. Y luego de esos grandes triunfos militares, Kisu Yupanqui conduce el cerco militar a la ciudad de Lima, en que se atrincheran los coloniales, al mando de Pizarro. En las fases iniciales y medulares del cerco de Lima, los peruanos bajo el mando del capac apu Kisu Yupanqui, derrotan a los coloniales en todas las líneas defensivas que establecen, y cuando se aprestan a tomar por asalto la Plaza de Armas de la ciudad, Kisu Yupanqui es herido en el costado con un lanzazo; ante lo cual, los peruanos rodean a Kisu Yupanqui y luego se repliegan, conduciendo al gran herido hasta la Guaca Puruchuco, en donde entierran a los héroes peruanos muertos en el cerco de Lima y en donde tratan de salvarle la vida al Capac Apu Kisu Yupanqui, quien, tras varios días de agonía muere. Como el general Kisu Yupanqui era el capac apu inca del Chinchaysuyu sus restos fueron llevados a Phumpu (en los alrededores de la laguna de Junín) y allí (en un lugar nunca descubierto) fueron sepultados.


Por todo lo anotado, pues, la gran Guaca Puruchuco tiene para nosotros los peruanos, el mismo valor religioso que para los judíos tiene el Muro de los Lamentos (que ningún judío se atrevería a hollar).


Pero el Ministro Luis Peirano, que es un buen actor pero que de la cultura peruana no tiene sino una vaga idea y que, por tanto, no es capaz de defenderla frente al dinero de los dueños de Real Plaza, ¿por qué no se va a su casa y deja su cargo a otra persona que piense que es más importante un inmenso Centro de la Gran Cultura Peruana, como Puruchuco que el “Real Plaza”?


Pero una cosa que quede clara y terminante: los peruanos de verdad no cederemos a las fuerzas económicas que pretenden avasallarnos. 


Lima, 25 de febrero de 2013, ó 12,013 de la Cultura Peruana.


Dr. Virgilio Roel Pineda.
Presidente del Movimiento Indio Peruano
Presidente del Comité de Defensa y Desarrollo del Santuario de Puruchuco




 Destrucción en curso de la guaca sagrada Puruchuco. Lima, octubre 2013.

No hay comentarios: